Viajar a Mendoza

15/9/16

Nunca me había planteado viajar a ese país y después de 23 horas de viaje entre cafés de espera en los aeropuertos y tres vuelos, llegaba a mi destino.
No fui a Buenos Aire, ni a las cataratas, ni a los glaciares.
Fui a un pueblo rodeado de montañas secas, lagos inmensos y viñedos quilométricos. Fui a un pueblo en medio de Mendoza donde los vecinos son cómo tu y cómo yo, que hablan del hijo de aquél y la amante del otro. Vecinos que ponen alarma en casa y duermen con un ojo abierto, que confían en su nuevo gobierno y sueñan con un país seguro, justo y más feliz.

Cuando se viaja a América del sur, es tema principal hablar de la inseguridad que hay allí. Y tengo que decir que la única inseguridad que sentí fue provocada por los prejuicios sobre el tema ya establecidos. Aun que cierto es, que en 20 días, robaron a conocidos varias veces.

Me encantó la hospitalidad y la familiaridad de los que viven allí.
Y fue mágico ver las puestas de sol en los lagos, hacer esquí acuático, no tener horarios, hacer pizzas al horno de leña y aprender de toda la cultura des de tan cerca.












Fotografias realizadas por mi.




5 comentarios

  1. Si robaron a desconocidos... Algo de inseguridad hay, además de los prejuicios. Aunque una cosa son robos y otra temas más serios. Robos también hay en Madrid. Me gustan mucho las fotos y me encantaría conocer Argentina.
    Un beso
    www.donkeycool.es

    ResponderEliminar
  2. Qué lugar más bonito, la verdad me encantaría toda América del Sur. Espero que lo hayas pasado muy bien a pesar de la inseguridad del país. Un besazo
    http://elsecretodemistercloset.com

    ResponderEliminar
  3. Sin palabras, unas fotos alucinantes!! Enhorabuena! Besooooo


    http://www.lookandchic.com/

    ResponderEliminar
  4. Unas fotografías muy bonitas Laura!!

    http://www.blognosolomoda.com/

    ResponderEliminar